19/10/15

Ponerle candados a las palabras.

Ponerle candados a las palabras
esas que salen sin pensarlo, las que te delatan ,
para que al querer decirlas pesen tanto que no salgan, 
que queden atascadas en la garganta, 
y así encerrarlas por no poder dejar de pensarlas
y tener el coraje de escucharlas musitar su desgracia 
de ser encarceladas sin tener culpa de nada. 
Ponerle candados a las palabras 
y ser por lo menos dueño de los silencios 
porque ellas te ponen en evidencia 
cada vez que salen a borbotones 
declarando cuanto hay en nuestra alma,
para luego llorar y arrepentirse 
 sabiendo que de nada sirvieron al salir valientes,
presurosas y atropelladas.
Ponerle candados a las palabras,
apresarlas 
aunque agonicen desgarradoramente
con el castigo que se les ha impuesto 
para acallarlas.




2 comentarios:

  1. Precioso. Lleno de verdad. A veces hay palabras que deberíamos ponerles candados.
    Un besillo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... ----fin addthis----