13/1/15

Mi primer día.

TERRITORIO DE ESCRITORES-https://www.facebook.com/groups/1575420699345748/

Reto: SIGUE LA FRASE 


Me encontré entonces, en medio de aquel océano de cartas esparcidas, me había metido en un lío, era mi primer día de trabajo y ya hice gala de mi ineptitud para tratar las cosas con delicadeza.
No era un elefante en una cacharrería, era yo en la distribución de cartas de un pueblo.
Llevo dos horas sentado leyendo y clasificando sobres.
¿Les he contado que mi vista no es tan buena? 
Según el oculista es la edad y como no uso gafas, tengo un método para leer: Tomo el sobre, estiro el brazo y  justo a esa distancia leo.
Tengo más cansado el brazo que la vista.
Primer día de trabajo y ha sido el más complicado en mucho tiempo, pero al final ha quedado todo perfecto. 
Alguien ha venido, salgo y le saludo con mucha cortesía y respeto (algo  fundamental que nos enseñan para ser carteros, va con un curso de cómo evitar chuchos y otras fieras)

Tiene que enviar un paquete, después de consultar los precios, de repetirle cuanto le cuesta, de ayudarle a encontrar la dirección de entrega, de volver a repetirle que en el correo nada se pierde, me pide un bolígrafo para escribir los datos en el sobre, mientras  me pregunta de nuevo cuanto le sale y si llegará, en cuantos días, que si estoy seguro, que no quiere perder la carta, que no le mienta.
Mi sonrisa sigue intacta, aunque ya es algo forzada, termina la tortura y se despide el hombre hasta otro día.
Entra otro cliente y como si de un calco fuera vuelve a repetirse la escena.
Tengo calambres en la mandíbula. Y de tanto repetir las respuestas me adelanto a las preguntas y eso ha hecho que alguien diga y repita por el pueblo que el nuevo cartero tiene problemas… serios.

14 comentarios:

  1. Mi primer día.
    Me encontré entonces, en medio de aquel océano de cartas esparcidas, me había metido en un lío, era mi primer día de trabajo y ya hice gala de mi ineptitud para tratar las cosas con delicadeza. No era un elefante en una cacharrería, era yo en la distribución de cartas de un pueblo. Llevo dos horas sentado leyendo y clasificando sobres.
    Abrazos,Amelia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por pasarte por aquí. Un abrazo María Consuelo Prada.

      Eliminar
  2. Jejeje!! Muy entretenida y divertida tu historia! Un personaje donde los haya tu cartero ;)
    Un saludo, linda

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hace bien inventarse un personaje así. Abrazos. Ángela Fernández

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Ligero para solo leer sin meditar. Un abrazo Alejandra

      Eliminar
  4. Un texto muy amigable, costumbrista.
    Me gustó mucho Amelia.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero algún día escribir como tu o parecido. Un beso Ricardo.

      Eliminar
  5. Un relato muy ameno. Qué día para el personaje!. Éxitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra, espero que hayas sonreído. Un abrazo.Mery Pérez.

      Eliminar
  6. Pobre cartero en ese océano! :-) Es muy divertido tu relato! Saludos Amelía!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese era el propósito , reír un poco. Saludos. Carlos Suárez

      Eliminar
  7. Muy bueno Amelia, de una frase construiste un personaje, que me transportó no se ha cuanto tiempo y ahora ya cautivo con este capitulo espero la continuación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bueno que te guste, pero no sé si continúe , pero podría intentar seguir con la historia. Un abrazo.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... ----fin addthis----